Para todos mis amigos

A todos, todos, todos mis queridos amigos; gracias.

Gracias por ser quienes son, por ser como son, y por estar siempre allí.

No, no estoy cerrando este blog (al menos no hoy) pero ¿quién sabe qué pasará mañana? (sonido ambiental: campanas, gong chino, fanfarrias, etc.)

Nadie sabe. Pero eso es justamente lo interesante de la vida, ¿eh?

Sin embargo, una de las pocas cosas de las que podemos estar razonablemente seguros es el cariño, la amistad sincera de nuestros amigos (valga la huachafona redundancia). Esa es una de las cosas que nos reconfortan en este largo caminar y que sin duda nos proporciona más de un momento inolvidable.

Citaré de un viejo post mío:

¿Qué no se ha dicho de la amistad? Desde siempre, ha sido quizás la más importante de las relaciones humanas. Y en estos tiempos de individualismo feroz, viajes de estudios, mudanzas y divorcios express, lo sigue siendo, definitivamente.

Dice el diccionario sobre la amistad: Afecto personal, puro y desinteresado, compartido con otra persona, que nace y se fortalece con el trato”. Decía Aristóteles “El amigo es otro yo. Sin amistad el hombre no puede ser feliz”. Dice la Biblia: “Quien encuentra un amigo, encuentra un tesoro”. Escribió Anaïs Nin: “Cada amigo representa un mundo dentro de nosotros, un mundo que tal vez no habría nacido si no lo hubiéramos conocido”.

Pero la definición que más me gusta es la de uno de mis ex, quien solía decir “los amigos son la familia que uno escoge“. No sé si se la plagió de alguien más, pero sea como sea me resulta muy acertada.

Y bueno, hoy escuché una canción que me hizo pensar en mis amigos, en momentos atesorados en esta ya demasiado larga memoria que llevo a cuestas; en reflexionar qué habría sido si me hubiera perdido de conocer al alguno de ellos, y llegué a la conclusión de que soy una persona muy afortunada. Porque he llegado a esta edad conservando a varios de mis amigos de juventud, y porque,  pese a que con los años uno muchas veces va perdiendo la capacidad o la oportunidad de hacer nuevas amistades, yo he podido conocer y tratar a personas increíbles que se han convertido en amigos tan igualmente queridos como los viejos amigos. Eso es un gran regalo de la vida, y estoy muy feliz por eso.

Y para no hacerla más larga, les dejo el video clip dedicado… a todos mis amigos.

no importa cuanto hay
en tus bolsillos hoy
sin nada hemos venido
y nos iremos igual

pero siempre estaran en mi
esos buenos momentos
que pasamos sin saber

no importa donde estas
si vienes o si vas
la vida es un camino
un camino para andar


2 comentarios en “Para todos mis amigos

  1. Amigo es quien se funde en una sola alma con nosotros, es una frase que me gustó mucho y me parece pertenece a Aristóteles. Bueno, pero me parece que habéis amanecido un poco sentimentalona … a levantar ese ánimo ehhhh … tus amigos no se han ido, siguen trabajando para tí 25 horas y sin vacaciones ni beneficios sociales y sin esperanza de pensión … un abrazo

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s