Tiempo de cambios

Sí, sí, todavía tengo este blog, y los otros que ya conocen, aunque últimamente no he actualizado nada, ni siquiera en el fotoblog. Razones y pretextos para no postear sobran, y finalmente a una le gana el agotamiento y termina prefiriendo salir a ver a un amigo, pasar tiempo con la familia… o simplemente dormir. Y el hecho de que esta carrocería cuarentona ande crónicamente maldormida desde hace años no es exactamente una ayuda para aumentar vitalidad y energías.

De modo que yo, que a mis frecuentes desveladas por causas maternofiliales tengo que agregarle el hecho de que soy una más de aquellas personas que suelen robarle horas a la noche para completar las cosas que no se acabaron durante el día, llegué a un punto en que miraba mi pantalla en blanco y no podía ni pensar en cómo empezar con mi trabajo, menos aún en algo para este blog.  Se me olvidaban las cosas que habían pasado hacía poco.

Alguien me dijo, literalmente y sin anestesia: pero, ¿qué crees que estás haciendo, estás loca? Te estás matando.

Era algo que yo misma me había dicho algunas veces, pero era la primera vez que se lo escuchaba a alguien más. Me empecé a preocupar. Pero yo sabía que lo que necesitaba era… dormir. He estado acostándome a horas indecentemente tempranas (incluso antes de las 9pm) para tratar de recuperarme de este inmenso agotamiento acumulado, físico y mental.

Huelga decir que caía dormida ni bien ponía la cabeza en la almohada. Lo gracioso es que de tanto acostumbrarme a sobrevivir con cuatro, cinco, o con suerte seis horas de sueño, me despertaba a la 1am o 2am con ganas de levantarme y hacer cosas, ver trabajo atrasado, atender mis emails o el Twitter o… etc.  De hecho más de una vez lo he hecho, porque no puedo con mi genio, Pero al rato volvía a la cama a seguir durmiendo, y de todos modos, aunque fuese con imterrupción de por medio, aún así he estado durmiendo más horas en total. Y me siento mucho mejor. Me siento viva de nuevo.

El problema es que así como están las cosas no voy a poder mantener mucho tiempo este lujo de volver a dormir al menos 7 horas diarias, aunque sea con pausa. El cuerpo humano está hecho para dormir 7 u 8 horas, pero la vida moderna no está hecha para permitirnos eso. Mi vida actual de madre y profesional independiente me demanda muchísimo tiempo y energías, y de hecho, como muchos de ustedes comprenden, con las exigencias de la vida moderna uno necesitaría días de 36 horas, que ya no de 24.

Cuando se llega al punto en que uno tiene que elegir entre sueño, salud, familia, vida personal vs. trabajo, comprende que está siguiendo una ruta peligrosa. Pero cuando ve que una no es la única en ese plan, y que el mundo asume que eso es lo normal, empieza a pensar que algo tiene que estar muy mal. Se supone que se debe trabajar para vivir, no vivir para trabajar.

Las opciones no son muchas, y a veces hay que lanzar el sombrero por encima de la cerca antes de saltar uno mismo. Es saltar o morirse, metafóricamente y a veces literalmente.  Yo ya lancé el sombrero y estoy mirando adelante.

Y ahora que me encuentro ya recuperada y de buen ánimo, mientras paso por este periodo de reflexiones, cambios y decisiones acerca de hacia dónde van mi vida personal y mi carrera, acerca de mi futuro inmediato, me siento bien, me siento a la expectativa, me siento… optimista y lista para comerme el mundo🙂

5 comentarios en “Tiempo de cambios

  1. dias de 36 horas? para empezar podrian ser 30: 24 para vivir y 6 para dormir (que a la larga tambien es vivir, pero inconciente -> aunque este tambien este funcionando).
    jajaja parece un juego de palabras, pero este juego es serio y esperemos que sus reglas, no nos lleven a perderlo.
    suerte en este nuevo intento. el optimismo es vital.
    se dejo extraniar….

    Me gusta

  2. Duermo menos de 8 horas también, pero ya creo q es por la edad.. jajaja Te recomendaría más orden en los horarios, pero por propia experiencia se q es difícil, sobre todo cuando la casa es a la vez el lugar de trabajo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s